WhatsApp, el nuevo juguete de Mark Zuckerberg

Mark ZuckerbergA última hora de la pasada noche, Internet se convertía en un auténtico hervidero debido a la inesperada noticia por parte de Facebook en la que anunciaban la adquisición de la aplicación de mensajería WhatsApp por la asombrosa cantidad de 16.000 millones de dólares. Sin previo aviso y sin los típicos rumores previos a la compra, desde Facebook nos sorprendían con esta noticia, que el propio Mark Zuckerberg anunciaba sin ocultar su alegría en su perfil de Facebook:

“I’m excited to announce that we’ve agreed to acquire WhatsApp and that their entire team will be joining us at Facebook.” 

(“Estoy entusiasmado de anunciar que hemos acordado la adquisición de WhatsApp y que todo su equipo se unirá a nosotros en Facebook.”)

En numerosas ocasiones Mark Zuckerberg ha comunicado que su principal misión en la actualidad es la de hacer del mundo un lugar más abierto y conectado, en el que cualquier persona pueda compartir sus momentos con la gente que desee. Con la adquisición de la aplicación de mensajería instantánea más utilizada en la actualidad se mete en los bolsillos a más de 450 millones de usuarios, cifra que día tras día crece a razón de un millón de usuarios, lo que refleja la confianza del público en esta aplicación. Con este enorme crecimiento continuado de usuarios y más de 50 mil millones de mensajes enviados a diario a través de la aplicación,  Zuckerberg no ha podido resistirse a la compra de esta empresa, eliminando con ello un posible competidor en el mercado. Básicamente, lo que representa esta adquisición por parte de Facebook es que una enorme parte de la comunicación mundial está ya en manos de este chico de tan solo 29 años.

Según los datos facilitados, el acuerdo se habría cerrado con la cifra de 16.000 millones de dólares para la empresa de mensajería, de los cuales 4 mil millones serán en efectivo y el resto lo recibirán en acciones, concretamente 183.865.778 acciones que en la actualidad están valoradas en 12.000 millones de dólares. Además, se ha acordado también un pago adicional de otros 3.000 millones de dólares que se realizará en un periodo de cuatro años, destinado a los 55 empleados de la empresa, convirtiéndolos de la noche a la mañana en multimillonarios. A pesar de que muchos usuarios puedan temer un cambio en la trayectoria de esta aplicación, la compra no provocará ninguna variación que afecte a los usuarios, ya que tan solo pasará a ser uno más de los muchos servicios que ofrece la red social, tal y como se han apresurado a comunicar desde Facebook. Por lo tanto, WhatsApp continuará funcionando como hasta ahora y seguirá siendo una aplicación independiente, al igual que ya pasó con la anterior adquisición realizada por la red social, Instagram, que fue realizada hace casi dos años por la cantidad de mil millones de dólares.

Pero si hay alguien más contento que Mark Zuckerberg con esta transacción es sin duda Jan Koum, el cofundador ucraniano de WhatsApp. Habiendo pasado una infancia con muy pocos recursos, teniendo que vivir en una casa sin electricidad ni agua caliente ubicada en su país natal, emigró con 16 años junto a su madre a los Estados Unidos, donde comenzaron su nueva vida en un apartamento de protección oficial. Jan pronto empezó a mostrar gran habilidad y pasión por la informática y la tecnología y comenzó sus estudios universitarios, que poco después de empezar abandonó al encontrar un suculento puesto de trabajo en Yahoo! Ahí conoció a Acton, otro empleado, con el que enseguida entabló una gran amistad. Lo que ninguno de los dos sabía era que no mucho tiempo después se convertirían en cofundadores de la aplicación de mensajería instantánea más utilizada del mundo. Algún tiempo después, ambos tomaron la decisión de dejar de trabajar para la compañía, y tras un año de descanso, surgió la idea que hoy les ha convertido en multimillonarios.

Por Sergio Asenjo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Sergio Asenjo (132 Artículos)

3 Responses to "WhatsApp, el nuevo juguete de Mark Zuckerberg"

  1. Alberto  21 febrero 2014

    Hola Sergio,

    Hace tiempo sonó la posibilidad de que lo compraría Google, algo que desmintió. Desde hace tiempo, todas las adquisiciones relevantes se las reparten tres empresas americanas Google (Youtube), Microsoft (Skype, Nokia) y Facebook (Whatsapp).

    Una pena que no haya un poquito más de competencia…

    Alberto

  2. Rodrigo  21 febrero 2014

    Un apunte que ha pasado desapercibido. 3.000 Millones de dólares se repartirán entre los 55 empleados de Whatsapp.

    Eso sí es una noticia sorprendente: para los extraños porque no es normal que los dueños de una empresa compartan el éxito así con los empleados y para los propios empleados que no creo que esperaran cobrar, aunque sea en cuatro años… a ver esa calculadora…

    ¡Casi 55 millones de dólares CADA UNO!

    Curiosa coincidencia, 55 millones para cada uno de los 55 empleados.

  3. Sergio Asenjo  23 febrero 2014

    Así es Alberto, pero al parecer los chicos de WhatsApp no estaban muy conformes con las cifras que les ofrecían desde Google, y Facebook acabó siendo el mayor postor.

    Rodrigo, tienes mucha razón. Sin duda resulta increíble que 3.000 millones de dólares vayan a ser para los empleados. Seguro que a partir de ahora trabajan mucho más motivados. ¡Menuda suerte!

    ¡Gracias por comentar!

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.