¿Qué son las cookies y cómo funcionan?

Seguro que si eres un usuario habitual de internet y has estado navegando recientemente, te habrás dado cuenta de que en la gran mayoría de sitios webs aparece un aviso al acceder por primera vez en el que se nos advierte de la utilización de cookies y la obligación de aceptarlas si se desea continuar la navegación. Se trata de una práctica bastante habitual en los últimos meses, pero ¿que ha pasado para que ahora sea tan popular? ¿por que no se practicaba anteriormente?

Las cookies están hoy en día más presentes que nunca, y el principal desencadenante de esta situación ha sido la aparición de la conocida como ley anticookies en marzo del año 2012, que surgió para modificar ciertos aspectos de la ley anterior, reforzando las exigencias en cuanto al aviso del uso de cookies en los sitios web. Según el siguiente fragmento del BOE, los usuarios de las diferentes páginas web deben estar perfectamente informados de que la página que están visitando utiliza cookies que pueden recopilar diferentes datos del usuario, así como del uso que se hará de ellas, para que puedan decidir si continúan con la navegación o abandonan la web.

“(…) debiéndose destacar la nueva redacción que se da a su artículo 22.2, para exigir el consentimiento del usuario sobre los archivos o programas informáticos (como las llamadas «cookies») que almacenan información en el equipo de usuario y permiten que se acceda a ésta; dispositivos que pueden facilitar la navegación por la red pero con cuyo uso pueden desvelarse aspectos de la esfera privada de los usuarios, por lo que es importante que los usuarios estén adecuadamente informados y dispongan de mecanismos que les permitan preservar su privacidad.

Google cookies

Debido a la llegada de las primeras multas, los administradores de cada página web se han apresurado a actualizar sus sitios para que cumplan con esta nueva ley y mantener informados a sus usuarios sobre la utilización de cookies y lo que ello conlleva.

¿Qué son las cookies?

A estas alturas te estarás preguntando porque es necesario una ley que regule esto. Para entenderlo es necesario conocer que son exactamente las cookies y como funcionan, así como la clase de datos personales que recopilan. Las conocidas como cookies son pequeños archivos que las diferentes páginas web almacenan en los ordenadores y dispositivos de cada usuario de forma automática con el fin de recopilar información sobre estos y así poder ofrecer servicios y características personalizadas dependiendo del comportamiento y la forma de navegar de cada uno de ellos. Es decir, estos archivos recopilan datos de cada uno de nosotros, tales como nombres de usuario, contraseñas, sitios web visitados, historiales de navegación, tiempo pasado en la web, clics realizados, etc.

¿Cómo surgieron y para que su utilizan?

En sus orígenes, las cookies surgieron con el fin de permitir el uso de algo tan habitual como es hoy en día el carrito de la compra en las diferentes tiendas online. Gracias a ellas, los artículos añadidos no se perderían aunque cerrases el navegador por error o continuases la compra más tarde, por lo que no tendrías que añadirlos de nuevo posteriormente, lo que simplificaba en gran manera las compras por internet.

En la actualidad, además de este extendido uso, otro de los más habituales es el inicio de sesión automático en un sitio web determinado. Al introducir tu nombre de usuario y contraseña por primera vez, estos datos son almacenados en tu ordenador, de forma que cuando vuelves a acceder horas más tarde, la web que estás visitando tan solo se encarga de “leer” la información almacenada previamente en las cookies, y de este modo, al reconocer al usuario, te permite el inicio de sesión sin que tengas que molestarte en introducir los datos de nuevo. ¿Cuantas veces al día entras en tu cuenta de Facebook? Imagina tener que escribir tu nombre de usuario y contraseña cada vez. Impensable. Además, las cookies también se utilizan a la hora de mostrar una web en un idioma en concreto o para ofrecerte contenido acorde a tu localización. Si cada vez que accedes a una web tuvieses que escoger el idioma en el que se muestra el contenido, resultaría un tanto molesto. Nuevamente, gracias a estos archivos, está información es almacenada en tu ordenador para que el sitio web no tenga que preguntarlo a cada momento. Como podemos ver, son usos realmente útiles que empeorarían en gran medida la experiencia de usuario si no se utilizasen.

A pesar de ello, no todos los usos de las cookies son tan beneficiosos para el usuario. Seguro que también habrás observado que después de haber buscado información sobre algún producto determinado, como por ejemplo una marca de ropa o una cadena de hoteles determinada, continuas viendo anuncios relacionados en el resto de páginas webs que visitas y que previamente no estaban allí, incluso aunque hayan pasado varios días desde entonces o hayas cerrado el navegador. Este uso es bastante más intrusivo que los anteriores y tiene bastantes detractores, debido a la clara invasión de la privacidad que conlleva y que busca un beneficio para terceras personas y no para el usuario.

Ideas equivocadas

Es probable que hayas escuchado en ocasiones que las cookies son archivos perjudiciales para tu ordenador, que son virus o spyware capaces de robar tu información o que tan solo se utilizan con fines publicitarios. Esto no es realmente cierto, ya que, como hemos visto, las cookies son tan solo ficheros que almacenan información y no programas capaces de ejecutar acciones determinadas previamente.

Quiero eliminarlas, ¿es posible hacerlo?

A pesar de que mucha gente piensa lo contrario, cualquier usuario puede bloquear las cookies desde el navegador sin mayores complicaciones. Tan solo debemos acceder a la configuración del mismo, que dependerá del navegador que utilicemos, y desactivar el almacenamiento de cookies. A partir de ese momento, cada vez que accedas a cualquier web, esta no podrá descargar estos archivos en tu navegador. De hecho, para cumplir con la nueva ley de cookies, es necesario indicar en el aviso del uso de las mismas como desactivarlas en los diferentes navegadores existentes.

Por Sergio Asenjo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Sergio Asenjo (132 Artículos)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.