Elige una fecha
Elige una categoría
Buscar con Google
Autores

No considero a Steve Jobs como un gran innovador

steve-jobs-innovacionLa “Producción” (en el sentido musical del término) como la gran herramienta futura de competitividad.

Si realizásemos una encuesta de quien es la persona más innovadora de nuestros tiempos, muchos nos darían el nombre de Steve Jobs, CEO de Apple. Jobs figura con derecho propio como un claro referente en la innovación. Personalmente valoro mucho el trabajo y la visión de Jobs y forma parte de mis referentes, pero yo particularmente no considero a Jobs como un gran innovador; creo que existe una cualidad que está por encima de su visión sobre la innovación y es la que realmente le da la competitividad que hace destacar sus actos: Jobs es un gran productor.

Existe una cualidad que está por encima de su visión sobre la innovación y es la que realmente le da la competitividad que hace destacar sus actos: Jobs es un gran productor.

Quiero en este artículo resaltar las cualidades y beneficios de la buena “producción”, no en términos de hacer (producir) si no en términos de “hacer hacer”; hacer producir con un filtro personal e intransferible. Todo ello en el sentido “musical” del término.

Según wikipedia, en la industria musical, un productor discográfico juega varios papeles, como controlar las sesiones de grabación, instruir y guiar a los intérpretes, reunir las ideas del proyecto, dirigir la creatividad y supervisar la grabación y mezcla, y el proceso de masterización. Uno de los productores pioneros ha sido Phil Spector; en la actualidad los famosos disck jockeys musicales están logrando un papel clave en la industria mezclando su rol de Dj con el de productor. Podríamos decir que el productor es aquel que concentra la visión global del punto final, el que centra el conocimiento diferencial de lo que se quiere hacer y conseguir.

Para mí la principal virtud de Steve Jobs es la de aportar su visión personal a conceptos clásicos y ya establecidos en la industria. Jobs hace y consigue producciones excelentes con sus productos; sabe leer perfectamente el tempo y la necesidad de su cliente objetivo y le ofrece conceptos ya establecidos perfectamente afinados y ajustados a su modo de entender los productos. Para ello no utiliza necesariamente conocimientos y conceptos nuevos, si no que sabe rescatar del pasado aquellos que siguen teniendo valor para la sociedad y los renueva adaptándolos a la evolución de la sociedad y a sus gustos; al igual que un productor musical sabe rescatar del olvido los grandes temas de siempre y los actualiza mediante ritmos y arreglos actualizados y en base a la moda del momento, consiguiendo elevar el valor inicial del concepto.

El productor es aquel que concentra la visión global del punto final, el que centra el conocimiento diferencial de lo que se quiere hacer y conseguir.

Como productor Jobs sitúa y recompone todos los elementos que conforman un producto o servicio con su visión holística de las cosas, afina todos los elementos y los hace vibrar en la misma onda; para Jobs tiene el mismo valor el radio de una arista en un producto, como el árbol de menús que debe ofrecernos la variedad de servicios que nos aparecen por la pantalla, como la ecuación valor – precio, el embalaje y su proceso, etc. Todos los elementos que componen un concepto en forma de producto servicio están alineados y afinados entre sí por un maestro de la producción.

En estos momentos de un relativo fácil acceso a todos los elementos que conforman la competitividad de las empresas, en un mundo donde el conocimiento corre y se expande más veloz que el tiempo que empleamos en aplicarlo, cabe reivindicar la figura de la “producción” bajo filosofía personal en nuestras empresas. La “Producción” conforma un gran arma para combatir la homogeneidad y vulgaridad que nos rodea, para diferenciarnos con elementos propios y muy difíciles de copiar.

Cuando más nos concentramos en el valor (real y percibido) de las cosas, más importancia cobra la figura de la producción. En aquellos sectores donde prácticamente la totalidad del producto es valor percibido ya sucede de este modo; el “productor” es clave en sectores como la música, el cine, los perfumes, la industria del diseño, etc.

Devolvámosles el “alma” a los productos y servicios de nuestras empresas. No los lancemos al mercado de forma insulsa, preocupados sólo por aquellos aspectos más tangibles de la competitividad. Démosles filosofía: Definamos una línea de producción; me atrevería a decir que será el aspecto más importante de la competitividad de los mercados de cara al futuro.

Antoni Flores es Premio al Directivo Plus en la categoría de Pyme (2009). Ha asesorado en temas de estrategia, competitividad y diseño de modelos de negocios a empresas como Hewlett Packard, Inditex, Casals, Steelcase, Bosch Siemens, BBVA, Caja Madrid, Cortefiel, indra, Danone, Coca Cola, entre otras.

Ha colaborado además con importantes compañías como Imaginarium o Tau Cerámica en carácter de consejero asesor.

En 1990 funda Competitive Design Network (CDN, líder español en desarrollo de producto), que luego amplió su actividad a la de consultoría en innovación de productos y servicios a través de la marca Loop-Business Innovation, de la que actualmente es CEO.

Fuente: http://www.antoniflores.com/

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Antoni Flores (27 Artículos)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.